Lo mejor de la Dieta Whole30

por

El programa Whole30 es una dieta de eliminación estricta y a corto plazo de 30 días para restablecer la nutrición. Está diseñada para ayudar con los hábitos alimentarios poco saludables, restablecer el metabolismo, equilibrar el sistema inmunitario y sanar el tracto digestivo.

guia de alimentos whole30 featured 1

Si has estado en las redes sociales en los últimos años, seguro que te has topado con la dieta Whole30. Es tanto una dieta de eliminación como un estilo de vida.

La Whole30 ha inspirado a muchas personas a profundizar en sus hábitos alimentarios para descubrir qué les hace sentirse perezosos, enfermos o atascados. Algunas personas incluso pierden peso con el programa, lo cual no es el objetivo, pero es una buena ventaja.

Conozcamos mejor esta dieta de moda y las cosas que debes saber si estás dispuesto a dar el paso.

¿Qué es Whole30?

Melissa Hartwig, la cocreadora de Whole30, se dirige específicamente a las personas que han tenido problemas de salud que no han sido tratados adecuadamente por la medicina convencional.

Hartwig afirma que lo siguiente puede estar relacionado con la dieta:

  • Pérdida de peso
  • Enfermedades de la piel
  • Problemas digestivos
  • Dolores crónicos
  • Alergias
  • Otros males generales

Las reglas del programa

Las reglas de su programa abogan por eliminar lo que ella considera los elementos más inflamatorios de nuestra dieta durante 30 días. Al hacerlo, se da una oportunidad a nuestros sistemas para que se acostumbren a los cambios, de modo que podamos averiguar qué es lo que falla.

En concreto, Hartwig aboga por:

  • Porciones moderadas
  • Sin azúcar añadido
  • Sin alcohol
  • Sin cereales
  • Sin lácteos
  • Sin legumbres
  • Sin carragenina/MSG/sulfitos
  • Nada de comida basura
  • Nada de bollería

Nada de sexo con los pantalones puestos

También dice a los participantes que no practiquen sexo con los pantalones puestos (SWYPO), es decir, que no recreen pan, magdalenas, tortitas y galletas con ingredientes compatibles con Whole30. También se te anima a que no te subas a la báscula durante todo el mes ni tomes medidas: el objetivo principal es sentirte bien y centrarte en ello.

Hartwig dice que seguir el plan es esencial para medir y obtener resultados: nada de días de trampa ni de deslices. Los participantes deben cumplir los 30 días completos.

Lista de alimentos Whole30

Entonces, ¿qué puedes comer en el programa Whole30? Ha recopilado una práctica lista aquí. Hartwig también aboga firmemente por leer bien las etiquetas y cotejarlas con los materiales ya suministrados.

Algunos artículos notables de la lista “sí

Algunas cosas que te sorprenderá ver en la lista de “no

  • Quinoa
  • Hummus
  • Proteína en polvo
  • Stevia
  • Goma
lista de alimentos whole30 dieta

5 términos populares que debes conocer:

Los siguientes aparecerán con frecuencia en las recetas aprobadas por Whole30 y en sus libros de cocina:

1) Pescado salvaje

El pescado salvaje distingue entre el pescado capturado en su hábitat natural y el criado en granjas, es decir, en tanques o corrales en océanos, mares, lagos y ríos. El pescado capturado en estado salvaje puede ser más sostenible (aunque hay explotaciones responsables) y tener más nutrientes.

2) Pesca sostenible

La pesca sostenible se refiere a la salud general en número de una especie concreta, así como al impacto que la pesca de esa variedad tiene en la salud del medio acuático, en general.

3) Alimentado con hierba

Este término se refiere a cómo se alimenta a las vacas criadas para carne de vacuno. La carne alimentada con pasto es más magra, tiene más antioxidantes, más ácidos grasos omega-3 y otros componentes más cardiosaludables. También es un impedimento para la ganadería industrial, lo que significa vacas más felices y un medio ambiente más sano.

4) Ecológico

En Estados Unidos, ecológico es una denominación legal. Se refiere a un conjunto de prácticas agrícolas destinadas a reciclar los recursos, promover el equilibrio ecológico y mantener la biodiversidad. Los productos marcados como ecológicos carecen de aditivos alimentarios sintéticos, disolventes industriales e irradiación como técnica de conservación.

5) De pasto

Cuando algo está marcado como “de pasto” significa que el animal -ya sea una gallina que pone huevos o una vaca que se procesará para obtener carne de vacuno- ha tenido espacio para pastar y vivir. No es un término oficial, así que ten en cuenta que los granjeros y productores pueden tomarse libertades con la palabra para pintar un cuadro que puede ser sólo parcialmente exacto.

Compra de comestibles

Una forma sencilla de preparar tus comidas dentro de un presupuesto, poniendo tu salud en primer lugar, es pensar en la compra de comestibles priorizando las necesidades dietéticas. Esta lista de la compra te resultará útil cuando intentes descifrar cómo comprar y elaborar planes de comidas, ¡imprímela y consúltala a menudo!

Lee las etiquetas y asegúrate de que todos los ingredientes cumplen la norma Whole30, ya que los condimentos e incluso la sal pueden contener azúcares o aditivos. Preparar y planificar las comidas es fundamental en esta dieta, para evitar tentaciones fuera de tu control. ¡Nadie quiere volver a empezar los 30 días!

Proteínas de calidad

Proteína animal magra de alta calidad (se recomienda alimentada con hierba, acabada en hierba y ecológica) de ternera, cordero, cabra, alce, venado, bisonte, huevos, pollo y cerdo. Pescado salvaje y sostenible. Evita la carne criada comercialmente y la carne procesada, como la carne de charcutería, las salchichas y el beicon (algunas marcas están bien, lee la etiqueta).

Productos de calidad

Es útil comer alimentos de temporada o locales para obtener el mejor coste, sabor y nutrición. Las opciones frescas o congeladas funcionan bien, sobre todo si algo no es de temporada. Son preferibles los productos ecológicos, pero en Whole30 se da prioridad a los de alta calidad.

Grasas saludables

  • Aceites, frutos secos y semillas para cocinar y picar. Sin embargo, los frutos secos y las semillas deben comerse con moderación. Cómpralos crudos o tostados en seco para evitar los aceites baratos poco saludables.
  • Aceite de coco, aceite de oliva y mantequilla orgánica/pastura (para hacer mantequilla clarificada) o ghee.
  • El aguacate y la leche de coco son opciones excelentes para las grasas, pero asegúrate de que la leche de coco enlatada no contenga aditivos inaceptables para ayudar a espesar, como maicena o carragenina.

Recetas Whole30 que te pueden gustar

  • Pollo asado en seco 
  • Gambas al ajillo con salsa de pimientos rojos asados
  • Filete a la parrilla con salsa chimichurri

Ver todas las recetas Whole30

 | Web

Hola, soy Ana, un apasionado/a de la cocina y el arte de crear platos extraordinarios. En Freson Rebelde, comparto mi amor por la comida, explorando sabores audaces y fusionando ingredientes de manera innovadora. Sígueme en esta emocionante aventura culinaria y descubre cómo despertar tu lado más rebelde en la cocina. ¡Prepárate para disfrutar de deliciosas experiencias gastronómicas! 🍽️🍓 https://fresonrebelde.top/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable: Freson Rebelde.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento: No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.